“Si decidimos hacerlo, todos podemos mejorar nuestra cultura del reciclaje”, Directora de Educación Ambiental ANCON

Categorías: NoticiasPublished On: 30 abril, 2018

¿QUIERES PARTICIPAR DE LA JORNADA DE REFORESTACIÓN?

Si quieres ser notificado de la jornada de reforestación y/o deseas recibir un informe con el avance de la plantación haz clic en el botón.

PARTICIPAR
26 abril

“Si decidimos hacerlo todos podemos mejorar nuestra cultura del reciclaje”, Directora de Educación Ambiental ANCON

“Si decidimos hacerlo todos podemos mejorar nuestra cultura del reciclaje”, Directora de Educación Ambiental ANCON

Basura Cero-Cambia tu Barrio está despertando conciencia en las comunidades
La Asociación Nacional para la Conservación de la Naturaleza (ANCON) viene desarrollando a través de los años diversos planes de sensibilización ambiental, enfocados en proteger la biodiversidad de Panamá e impulsar la cultura del reciclaje en el país. El primer programa piloto de Basura Cero-Cambia tu Barrio, tuvo sus inicios en el primer semestre del 2015 en Betania, seguido por Chilibre desde el 2016 y ahora en Tocumen y cuatro barrios del corregimiento Juan Díaz desde finales de 2017.
El Proyecto Basura Cero-Cambia tu Barrio es una alianza público privada que tiene como objetivo el establecimiento de un sistema de gestión de residuos ordenandos con un importante programa de sensibilización para la adopción de prácticas como el reciclaje en los hogares, escuelas y comercios.
“Ir a donde están las personas es una forma muy personal de dirigir o dar la información sobre un tema, en este caso problemas ambientales. Para muchas personas, sólo los políticos le tocan sus puertas. Este método de sensibilización nos ayuda mejor a entender sobre temas ambientales y de salud”, explicó Jenny Echeverría, Directora de Educación Ambiental de ANCON, refiriéndose a la ardua tarea de sensibilizar a la población, que es justamente el centro y principal actividad de los programas que se llevan a cabo en ANCON.
Durante dichos sondeos puerta a puerta se pueden formular preguntas básicas sobre el conocimiento de las personas en el tema de los residuos sólidos y la recolección de la basura. “Recibimos las quejas y preocupaciones de los ciudadanos e intentamos transmitirlas a las autoridades competentes”, señaló Echevarría.
Para que las jornadas de sensibilización logren un impacto real se requiere una planeación apropiada para que los promotores ambientales sepan cómo reaccionar correctamente frente a las diferentes situaciones que puedan surgir. Para eso, ANCON diseña programas que incluyen una fase preparatoria, donde figura la capacitación a los voluntarios o promotores, el establecimiento de un sistema para guardar registros y el establecimiento de una estrategia de visitas.
“Después de la fase preparatoria, los voluntarios o promotores ambientales pueden conducir un programa sostenido donde se reúnan regularmente con los organizadores, pidan informes, y reciban capacitación y materiales adicionales. Dicho programa funciona mejor cuando se desarrolla en un periodo corto de tiempo y cuando no se dejan solos a los voluntarios para que cubran un determinado número de casas. Diariamente se pueden hacer cambios, grabar información, y realizar ajustes. Este tipo de actividad puerta a puerta sirve para sensibilizar al público, en este caso a la comunidad en relación al tema del mal manejo de los desechos sólidos, la basura y contaminación”, explicó detalladamente Echeverría.
Tocumen, un reto de impacto ambiental
La llegada de Basura Cero-Cambia tu Barrio a Tocumen se presenta como un reto de impacto ambiental y como la extensión de un programa exitoso digno de seguir imitando por otros corregimientos. “Disminuir y controlar la aparición de aves atraídas por la inadecuada disposición de los residuos sólidos en el área perimetral del Aeropuerto Internacional de Tocumen, mediante propuestas que conlleven al adecuado manejo, ubicación, almacenamiento temporal, incluyendo el tipo de dispositivos utilizados y la disposición final de los mismos”, es parte del objetivo del plan de sensibilización en la zona y así evitar también problemas en el espacio aéreo para los aviones en el momento de aterrizar y despegar.
Para ello, se inició un trazado en el área de estudio en varios circuitos, los barrios dentro de la zona perimetral del aeropuerto de Tocumen y 4 barrios del corregimiento de Juan Díaz, “prácticamente son las áreas donde despega el avión, que es la zona perimetral y donde aterriza”, indicó la entrevistada.
Luego, para el desarrollo del plan se seleccionaron los promotores ambientales y se les capacitó en el área de manejo de los residuos sólidos, el compostaje, conceptos básicos, el problema aviario, los componentes del proyecto entre otros, todo con miras a la mejora de la condición ambiental de los corregimientos a través de la sensibilización y educación de la comunidad.
Este nuevo programa aún no maneja cifras por el corto tiempo de su ejecución, sin embargo se ha podido constatar una respuesta positiva en el área, ya que las personas se han interesado por el tema y están dispuestos a separar los residuos, lo cual perfila un exitoso resultado en el lugar.
Educación Ambiental, una linda pero difícil tarea
“Es importante tener conocimiento y los conceptos claros, sino no podemos entender su aplicación y muchos menos comprender si las acciones afectan o no, por eso hay que educar para que la gente aprenda y puedan entender lo que se hace y aplicar las enseñanzas correctamente. Muchos inician un programa de reciclaje con taques de colores, lindos estéticamente, pero en la práctica no son funcionales, no saben el significado y depositan todo menos lo que se indica en los rótulos, ¿por qué? porque no saben cómo hacerlo, no saben separar los residuos”, resaltó Echeverría sobre los programas de educación ambiental y reciclaje desplegados en el país pero sin coordinación ni seguimiento.
Según su experiencia, dijo que ha costado mucho trabajo y ha demorado años para que la población se acople y tome conciencia, sin embargo, rescató que en la actualidad se está logrando un cambio de actitud en muchas personas, ya que han decidido unirse a las campañas de reciclaje llevadas a cabo por ANCON en el distrito de Panamá. “Educando, formando y sensibilizando, es la única manera que el panameño cambie sus hábitos de consumo y disposición”, advirtió la experta en el tema.
Hasta el momento, el programa Basura Cero-Cambia Tu Barrio, cuenta con 14 promotores ambientales divididos por circuitos dentro del corregimiento de Tocumen y Juan Díaz.
En el futuro se espera que otros actores y empresas se motiven y se vinculen a esta iniciativa en el corto, mediano y largo plazo, que inviertan en la sensibilización y así participen más barrios en toda la ciudad; siempre con el firme objetivo de reducir el consumo y que haya menos residuos, que todos aprendan e inicien la separación desde el origen (hogar) cambiando la conducta individual y así lograr menos residuos en nuestros mares, playas, lagos y manglares.
“Si nos unimos todos, podemos lograr mejor actitud y un comportamiento positivo en relación a la cultura del reciclaje”, concluyó la Directora de Educación Ambiental.
26 de abril

“Si decidimos hacerlo todos podemos mejorar nuestra cultura del reciclaje”, Directora de Educación Ambiental ANCON

Basura Cero-Cambia tu Barrio está despertando conciencia en las comunidades
La Asociación Nacional para la Conservación de la Naturaleza (ANCON) viene desarrollando a través de los años diversos planes de sensibilización ambiental, enfocados en proteger la biodiversidad de Panamá e impulsar la cultura del reciclaje en el país. El primer programa piloto de Basura Cero-Cambia tu Barrio, tuvo sus inicios en el primer semestre del 2015 en Betania, seguido por Chilibre desde el 2016 y ahora en Tocumen y cuatro barrios del corregimiento Juan Díaz desde finales de 2017.
El Proyecto Basura Cero-Cambia tu Barrio es una alianza público privada que tiene como objetivo el establecimiento de un sistema de gestión de residuos ordenandos con un importante programa de sensibilización para la adopción de prácticas como el reciclaje en los hogares, escuelas y comercios.
“Ir a donde están las personas es una forma muy personal de dirigir o dar la información sobre un tema, en este caso problemas ambientales. Para muchas personas, sólo los políticos le tocan sus puertas. Este método de sensibilización nos ayuda mejor a entender sobre temas ambientales y de salud”, explicó Jenny Echeverría, Directora de Educación Ambiental de ANCON, refiriéndose a la ardua tarea de sensibilizar a la población, que es justamente el centro y principal actividad de los programas que se llevan a cabo en ANCON.
Durante dichos sondeos puerta a puerta se pueden formular preguntas básicas sobre el conocimiento de las personas en el tema de los residuos sólidos y la recolección de la basura. “Recibimos las quejas y preocupaciones de los ciudadanos e intentamos transmitirlas a las autoridades competentes”, señaló Echevarría.
Para que las jornadas de sensibilización logren un impacto real se requiere una planeación apropiada para que los promotores ambientales sepan cómo reaccionar correctamente frente a las diferentes situaciones que puedan surgir. Para eso, ANCON diseña programas que incluyen una fase preparatoria, donde figura la capacitación a los voluntarios o promotores, el establecimiento de un sistema para guardar registros y el establecimiento de una estrategia de visitas.
“Después de la fase preparatoria, los voluntarios o promotores ambientales pueden conducir un programa sostenido donde se reúnan regularmente con los organizadores, pidan informes, y reciban capacitación y materiales adicionales. Dicho programa funciona mejor cuando se desarrolla en un periodo corto de tiempo y cuando no se dejan solos a los voluntarios para que cubran un determinado número de casas. Diariamente se pueden hacer cambios, grabar información, y realizar ajustes. Este tipo de actividad puerta a puerta sirve para sensibilizar al público, en este caso a la comunidad en relación al tema del mal manejo de los desechos sólidos, la basura y contaminación”, explicó detalladamente Echeverría.
Tocumen, un reto de impacto ambiental
La llegada de Basura Cero-Cambia tu Barrio a Tocumen se presenta como un reto de impacto ambiental y como la extensión de un programa exitoso digno de seguir imitando por otros corregimientos. “Disminuir y controlar la aparición de aves atraídas por la inadecuada disposición de los residuos sólidos en el área perimetral del Aeropuerto Internacional de Tocumen, mediante propuestas que conlleven al adecuado manejo, ubicación, almacenamiento temporal, incluyendo el tipo de dispositivos utilizados y la disposición final de los mismos”, es parte del objetivo del plan de sensibilización en la zona y así evitar también problemas en el espacio aéreo para los aviones en el momento de aterrizar y despegar.
Para ello, se inició un trazado en el área de estudio en varios circuitos, los barrios dentro de la zona perimetral del aeropuerto de Tocumen y 4 barrios del corregimiento de Juan Díaz, “prácticamente son las áreas donde despega el avión, que es la zona perimetral y donde aterriza”, indicó la entrevistada.
Luego, para el desarrollo del plan se seleccionaron los promotores ambientales y se les capacitó en el área de manejo de los residuos sólidos, el compostaje, conceptos básicos, el problema aviario, los componentes del proyecto entre otros, todo con miras a la mejora de la condición ambiental de los corregimientos a través de la sensibilización y educación de la comunidad.
Este nuevo programa aún no maneja cifras por el corto tiempo de su ejecución, sin embargo se ha podido constatar una respuesta positiva en el área, ya que las personas se han interesado por el tema y están dispuestos a separar los residuos, lo cual perfila un exitoso resultado en el lugar.
Educación Ambiental, una linda pero difícil tarea
“Es importante tener conocimiento y los conceptos claros, sino no podemos entender su aplicación y muchos menos comprender si las acciones afectan o no, por eso hay que educar para que la gente aprenda y puedan entender lo que se hace y aplicar las enseñanzas correctamente. Muchos inician un programa de reciclaje con taques de colores, lindos estéticamente, pero en la práctica no son funcionales, no saben el significado y depositan todo menos lo que se indica en los rótulos, ¿por qué? porque no saben cómo hacerlo, no saben separar los residuos”, resaltó Echeverría sobre los programas de educación ambiental y reciclaje desplegados en el país pero sin coordinación ni seguimiento.
Según su experiencia, dijo que ha costado mucho trabajo y ha demorado años para que la población se acople y tome conciencia, sin embargo, rescató que en la actualidad se está logrando un cambio de actitud en muchas personas, ya que han decidido unirse a las campañas de reciclaje llevadas a cabo por ANCON en el distrito de Panamá. “Educando, formando y sensibilizando, es la única manera que el panameño cambie sus hábitos de consumo y disposición”, advirtió la experta en el tema.
Hasta el momento, el programa Basura Cero-Cambia Tu Barrio, cuenta con 14 promotores ambientales divididos por circuitos dentro del corregimiento de Tocumen y Juan Díaz.
En el futuro se espera que otros actores y empresas se motiven y se vinculen a esta iniciativa en el corto, mediano y largo plazo, que inviertan en la sensibilización y así participen más barrios en toda la ciudad; siempre con el firme objetivo de reducir el consumo y que haya menos residuos, que todos aprendan e inicien la separación desde el origen (hogar) cambiando la conducta individual y así lograr menos residuos en nuestros mares, playas, lagos y manglares.
“Si nos unimos todos, podemos lograr mejor actitud y un comportamiento positivo en relación a la cultura del reciclaje”, concluyó la Directora de Educación Ambiental.

Noticias Recientes